viernes, 12 de agosto de 2011

LO QUE OLVIDAMOS O PASAMOS POR ALTO…






La Vida no es limitada ni corta. 
Somos  mortales físicamente, pero nos olvidemos que somos en esencia…ESPIRITU INMORTAL. 

El hecho de que somos magníficos seres multidimensionales de Amor y Luz … rara vez lo tomamos en cuenta.

Nos olvidamos o ignoramos que toda Vida es una creación del Amor…con el fín de que la humanidad aprenda a manifestarlo.

Solemos también olvidar que  EL AMOR ES EL PRINCIPIO DE LA CREACIÓN, NO UNA EMOCIÓN.

Pasamos por alto que al liberar (dejar ir)  nuestros demonios personales del culpabilidad, juicio,  ira, y toda nuestra negatividad, nos convertimos en personas “auto-iluminadas" que  por sus condiciones de vida, expresan  Amor y  Luz en el multiverso. . . y más allá.

Creemos que la vida es un proceso lineal, un día después de otro,  por lo tanto generamos ansiedad por el futuro y arrepentimiento por el pasado. Nos olvidamos o ignoramos que todo en el tiempo ocupa el mismo espacio, por lo que no es más difícil cambiar el pasado, que cambiar el futuro.

Lo  más valioso en la vida  ocurre AHORA, y  es en el AHORA en que se encuentra la clave de nuestra eternidad. 

¿Reconocemos que solo en el AHORA existen  el Amor, la Conciencia, la Paz, la Alegría, y la inteligencia? ¿Reconocemos que, aunque existe  inteligencia en el AHORA, el intelecto no es más que un espectador? ¿Reconocemos que la Vida es….AUTOCONOCERNOS? 

Somos seres diseñados para  experimentar, convertirnos, y continuamente expandir el AMOR INCONDICIONAL. Amor sin condiciones! No con un “si…” o un “pero”. Completamente incondicional!!!... aceptando totalmente la persona que somos, y a  las personas que decimos amar 

Compartimos éste planeta Tierra con otros seres que no son visibles. Nuestros antepasados ​​caminan con nosotros  por los senderos de la inmortalidad, al igual que otros seres no físicos.Es hora de comenzar a percibir más allá de nuestros sentidos físicos..y maravillarnos…es hora de comenzar a tomar en cuenta  todo lo que es de una vibración más alta, más refinada que nuestro físico denso. 

Re-cordemos…abracemos nuestra grandeza, dejando de dar poder a lo que nos hace pequeños . Solemos aplaudir a los atletas , e incluso a los grandes intelectuales, mientras desatendemos a  las pocas personas que demuestran  verdadera sabiduría. También aplaudimos las palabras inteligentes, pero frecuentemente  la verdadera Luz nos ciega,y no llevamos a la práctica lo aprendido.

 ¿Tememos a nuestra propia Luz, porque nos revela una magnificencia que lleva a  una respnsabilidad mayor?. 

En el espacio  sagrado de nuestro propio corazón SOMOS AMOR PURO, totalmente consciente. Miramos fuera porque nuestra verdad se oculta tras el velo de la ilusión que hace que actuemos desde  la crítica , el juicio, la ira  y desde todos  nuestros apegos emocionales. Las ilusiones  han tejido la trama misma de las anteojeras que usamos en nuestra vida cotidiana. Y esas anteojeras hay que desecharlas con urgencia.

Donde hay  Amor Incondicional por uno mismo, no puede haber enfermedad.Desde ese punto encontraremos la verdadera curación. Dentro de tanto amor hasta la muerte se revela como el impostor que realmente es.   Observen  nuestras enfermedades físicas en aumento, la  ansiedad cada vez mayor , la depresión mental y emocional … así como nuestros problemas crónicos. Observen  nuestra devoción al dinero, en lugar de la devoción a nuestro espíritu y nuestra creencia  asombrosa de que con drogas  podemos salir de la  mala salud y de los problemas mentales. 
Ahora …convirtámonos en creadores de lo opuesto ,en el total conocimiento de que  nuestro Espíritu es causa de toda la salud que aprenderemos a manifestar…comenzando YA-


Revaloricemos  LA VIDA..la nuestra,la del otro..TODA VIDA…no solo la física-

Comenzar a revisar los puntos que pasamos por alto,es un buen comienzo…sin detenernos en lo que nos falta….sino avanzando como sea,desde  el tramo en el que estemos…acto de amor,tras acto de amor…hasta que todo lo que obstruye  el camino sea disuelto y no haya más forma de ocultar LA LUZ  que somos, inextinguible y preciosa, a pesar de todo.

En Amor y Luz…

Su Hermana Tahíta-

No hay comentarios:

Publicar un comentario