sábado, 28 de septiembre de 2013

BENDITO FUEGO!!!


Hace unos años ante las inundaciones que estabamos experimentando en muchas partes del planeta, los titulares de los periódicos enunciaban..”Maldita Agua!”.

Los no más inspirados y consciente medios, hoy, ante los incendios forestales titulan…”Maldito Fuego!

¿Se animarían a poner “Maldita Inconsciencia humana”?

Ojalá, por consciencia, ni siquiera usáramos una maldición, y comenzáramos a ser conscientes del poder de las palabras, de la intención que se lleva a millones de mentes, y de la responsabilidad que siempre volcamos en la naturaleza, a la cual deberíamos agradecer por sus elementos, amar y proteger, como, evidentemente no lo estamos haciendo.

La mayoría de los incendios sino todos, los producen los humanos, por la causa que sea: imprudencia, limpiar campos, venganza hacia otro vecino, descuido o indolencia. No por eso nuestra actitud tendría que ser maldecirlos. ESA PALABRA TENDRÍA QUE BORRARSE DE LA BOCA Y CONSCIENCIA DE TODO HUMANO CONSCIENTE.

Mucho más, considerando que la Tierra nos sirve de sustento y de ella depende nuestra vida física, es una actitud desagradecida y ciega maldecir sus elementos, a los que seguramente hemos ayudado a cocrear en todas sus facetas, creativa, sostenedora y también destructiva. Todas tienen un porqué y un propósito, lo veamos o no.

¿Maldecir el agua y el fuego?...Entonces mañana un viento huracanado se lleva nuestra casa y maldecimos el aire, al que pertenece el viento, y que nos permite respirar y estar aquí…y otro día un alud de Tierra tapa un pueblo y maldecimos la misma Tierra. Qué poco amorosos, considerados y agradecidos somos!…Cómo varía nuestra intención según lo externo nos toque!…eso quiere decir que nuestro proclamado Amor por la Tierra no es Incondicional, sino que está ligado al interés y al vaivén de nuestro ánimo…como un niño “Te quiero si me das golosinas y no te quiero si no me las das”

Cuan más edificante sería tomar responsabilidad por lo que ocurre en nuestro Planeta sustentador de Vida, reconsiderar lo que en ella estamos haciendo, poner cada día una gota más de consciencia y amor, asumiendo las experiencias que nosotros mismos, como humanidad provocamos.

BENDITA AGUA!...BENDITO AIRE!...BENDITA TIERRA!...

BENDITO FUEGO!!!

MIL VECES BENDITO FUEGO!!!...el que calienta nuestros hogares, el que permite que cocinemos nuestro alimento, el que en otros planos crea la electricidad, el que aún el esferas más elevadas es el principio ígneo con el que luego trabajan los Agni Devas o devas del fuego …no solo para crear en lo físico eso que llamamos fuego…sino para moldear las formas que son origen de Universos enteros….Bendito el Agni que existe en cada una de nuestras células, en cada dimensión y plano…y que surge de LA CHISPA DIVIVA…QUE ES FUEGO!!!

BENDITO FUEGO!!!...por sobre todas las lamentaciones humanas que solo ven lo que conmociona su parte más pequeña, sin salir de esa ignorancia primitiva e infantil que consiste en esconder la mano y desligarse de la responsabilidad de asumir que direccionamos la tarea de los elementos, según nuestra consciencia se manifieste en cada acto, palabra e intención en la vida.

BENDITO FUEGO!!!

ASÍ SEA Y ASÍ ES!

Tahíta

No hay comentarios:

Publicar un comentario